Aaah, justo cuando no creía que podía haber algo peor. Se pasaron.

Responder